lobeli
Comparta esta web en la Red Social de Google

Conste que no le conozco pero tengo tres vínculos con él que provocan esa sonrisa mental, sin el menor gesto físico, que provocan los afectos compartidos:

1) Los dos tenemos la suerte de conocer a Rocío Vázquez.

2) Los dos tenemos la inmensa fortuna de habernos cruzado en la vida a José María Rondón León.

3) Los dos hemos ganado el mismo premio de relatos (el único para mí, él tiene una o dos jartás de galardones).

Así que si alguien puede leer esto y, sobre todo, su novela por un simple recordatorio añadido, bien estaría.

Con una sola persona que llegara a su libro por mí, ya estaría yo satisfecho. Con los tres lazos anudados me quedo en propiedad. Estoy dispuesto a compartirlos siempre que no me entere, que no lo vea. Hacedlo a mis espaldas curvas.